ECONOMÍA

¿Qué hago si tengo un billete de euro roto?

Tiempo de Lectura: 5 minutos

¿Qué hago si tengo un billete de euro roto?
Avatar

CaixaBank

11 Abril, 2022


¿Cuántas veces has tenido entre tus manos un billete de euro con trozos rotos, garabatos o manchas? ¿Sabes que puedes canjearlo y obtener uno nuevo?

El Banco de España, a través de su sede central o sus sucursales, te facilita el cambio de un billete deteriorado por otro de igual valor pero en perfectas condiciones.

A pesar de que los billetes de euro están fabricados con papel de alta resistencia (100 % algodón), el desgaste propio de su uso hace que pierda sus cualidades y se vaya gradualmente gastando y ensuciando. En consecuencia, es habitual que algunos billetes pierdan parte de su superficie por rotura, roces, humedad…

Para poder presentar tu billete deteriorado en el Banco de España para su canje, tienes que llevar más de la mitad de la superficie original del billete o aportar pruebas de que la parte que falta se ha destruido. El personal del Banco de España procederá a su estudio, a través de la Unidad de Análisis de Billetes. Una vez examinado, se determinará si el billete es auténtico y si sus características encajan en la lista de supuestos en los que se canjea por otro billete de igual valor en perfecto estado.

El Banco de España plantea varios casos que recogen las posibilidades de deterioro de un billete. Vamos a detenernos en cada uno de ellos.

Billetes deteriorados intencionalmente

Si la Unidad de Análisis de Billetes concluye que el deterioro se ha perpetrado voluntariamente, se retirará el billete de la circulación, pero no se efectuará el canje. El Banco de España recuerda que escribir sobre un billete, realizar estampaciones o inscripciones se considera un deterioro voluntario. En caso de que se entienda que el solicitante del canje actúa de buena fe, se permitirá el canje del billete.

Billetes manchados de tinta por la activación de sistemas antirrobo

Existen sistemas de transporte y custodia de los billetes (por ejemplo, la caja fuerte de un camión de seguridad para el transporte de fondos o un cajero automático) que cuentan con dispositivos cargados con tintas de seguridad.

Si se activan estos sistemas, esa tinta se libera y mancha los billetes, generando un deterioro visible. Esos sistemas solo se activan en caso de robo o de una manipulación incorrecta. Por ello, si detectas un billete manchado con tinta, esto es lo que debes hacer:

  • Recházalo y exige un billete en perfecto estado si no tienes garantías de que la persona que te ofrece el ejemplar es el propietario legítimo.
  • No admitas billetes con defectos en su colorido, ya que podrían haber sido sometidos a algún método de lavado para eliminar las manchas de tinta.
  • Presenta el billete manchado en el Banco de España y aporta toda la información posible de dónde, cuándo y por quién te fue entregado.

Es importante que tengas en cuenta que:

  • Si las manchas del billete son consecuencia de la activación de un sistema antirrobos, puede que no tengas derecho al canje. Solo si has sido víctima del robo tienes posibilidad de reembolso.
  • Si se trata de clientes profesionales (entidades de crédito, empresas de transporte de fondos y establecimientos de cambio de moneda extranjera), el canje implicará una comisión de 10 céntimos de euro por billete, siempre que el número de billetes reembolsados sea igual o superior a 100 ejemplares.
  • La comisión no será aplicable cuando el deterioro de los billetes haya sido provocado por intentos o perpetraciones de atraco, situaciones extremas que deben demostrarse a través de una fotocopia de la denuncia interpuesta ante las autoridades policiales o judiciales.
  • Por último, si el origen de las manchas es fortuito y no está relacionado con la activación de sistemas antirrobo, se te habilitará su canje.

Billetes con defectos de fabricación

El Banco Central Europeo (BCE) y el Banco de España velan por la calidad en la fabricación de los billetes de euro, que sigue un estricto control para cumplir los requisitos para que sean puestos en circulación. No obstante, si llega a tus manos un billete con un defecto de fabricación, puedes canjearlo sin problemas.

El BCE y los bancos nacionales de los países de la zona euro supervisan el estado de los billetes y retiran aquellos ejemplares que no están en buen estado y no cumplen los criterios para circular debido a su deterioro, sustituyéndolos por otros.