ECONOMÍA

Microcréditos, una solución para financiar el autoempleo

Tiempo de lectura: 3

Microcréditos, una solución para financiar el autoempleo
Avatar

Bankia

16 Octubre, 2017


La palabra "microcrédito" incluye en sí misma mucho más que la simple financiación: las microfinanzas desarrollan la formación y el acompañamiento como herramientas complementarias de la financiación y no se entienden separadamente. Son los llamados "servicios no financieros".

A diferencia de los créditos bancarios, los microcréditos los concede una Institución Microfinanciera, entidad que acompaña al beneficiario durante su proceso formativo, y una vez ha arrancado su proyecto microempresarial, le sigue acompañando bajo su programa de voluntariado.

La principal característica del microcrédito es la flexibilidad y la capacidad de adaptación a cada caso en particular. Además, no requiere más garantía que la viabilidad del proyecto, la honestidad del microempresario y el trabajo comprometido entre microempresario, voluntario y microfinanciera.

Vertiente social

Los microcréditos son un instrumento de acción social sostenible, ya que la inversión realizada se recupera para seguir prestando y el beneficiario participa de su propia recuperación. Por su eficacia en la lucha contra el paro y por su posición como herramienta de lucha contra el riesgo de exclusión, las microfinanzas son claramente finanzas sociales.

En Europa existen cerca de 450 microfinancieras. Estas entidades otorgaron 2.000 millones de euros en microcréditos en 2015 a un total de 400.000 personas, según los datos de la Red Europea de Microfinanzas.

Las microfinancieras europeas más destacadas son la francesa Adie, que desde 1989 ha concedido 131.712 microcréditos y ha contribuido a crear 93.967 empresas; la belga Microstart, nacida en 2010 y con 1.359 microcréditos otorgados, y la italiana Permicro, que desde 2007 ha concedido 1.359 microcréditos.

Pese a estar consolidado en Europa y contar con el apoyo del Fondo Europeo de Inversiones (FEI), el sector de los microcréditos está en pañales en España, donde tan solo una ficha bancaria y algunas ONG los otorgan.

Casos de éxito

Aun así, hay emprendedores que han conseguido hacer de su negocio un éxito gracias a estos instrumentos, como es el caso de Blue 01 Stylits, centrada en la peluquería y en los servicios básicos de estética, o Ilusióname Reyes, dedicada a la organización de eventos.

Ambos proyectos han sido financiados por la Fundación Oportunitas, la primera Institución Microfinanciera social de España. El importe máximo que ofrece por microcrédito es de 25.000 euros, con un plazo de amortización de 48 meses, una comisión de apertura del 5% y un tipo de interés del 9,75%.

La principal misión de Oportunitas es generar oportunidades concediendo microcréditos sociales a personas que no pueden recurrir a la banca tradicional. También da formación y acompaña a sus usuarios en el desarrollo de su proyecto profesional.

Si quieres emprender y tienes un proyecto viable, pero no sabes de dónde sacar la financiación para ponerlo en marcha, quizá conseguir un microcrédito sea el primer paso para alcanzar el éxito con tu nuevo negocio.